miércoles, 21 de septiembre de 2011

Travesía de los Alpes 05. Refugio des Fonts-Le Prarion

Del Haut Giffre al Pays du Mont Blanc. Rocher des Fiz y Col d´Anterne.

Fecha: 01/08/2011.
Dist.: 38,04 Km.; Asc.: 2.162 m.; T. Tot.: 9:17; T. Mov.: 5:43.
Alt. Max.: 2.254 m.; V. Med. Mov.: 6,6 Km/h; IBP.: 233DB.
H. Salida: 8:31; H. Llegada: 17:48.
Asfalto: 25 %; Pista: 50 %.; Sendero: 50 %. Ciclabilidad: 80 %. (8,0 km.)
Cartografía: 01 Leman y 02 Mont Blanc. 3530 ET y 3531 ET.

Descripción.

Desde el Haut Giffre, atravesamos la Montagne d´Anterne para adentrarnos en el Pays du Mont Blanc. Partiendo de Chalet des Fonts, siguiendo el Tour de Rocher des Fiz, se asciende hasta el Lac d´Anterne para desde el Col d´Anterne, asomarnos al Macizo del Mont Blanc. Tras un largo descenso, pasando por Plaine Joux, llegamos a Servoz, donde cruzamos L´Arve y, dejando el Valle de Chamonix a nuestra izquierda, ascendemos por el Col de la Forclaz hasta Le Prarion. Una buena parte de la etapa la etapa coincide con el trazado del GR 5, la Vía Alpina, Tour des Fiz y el GRP Pays du Mont Blanc.

Etapón de los que no se olvidan, máxima expresión de lo que es la Travesía de los Alpes. En poco menos de 40 kilómetros, acumulamos más de 2.000 m. de desnivel. Dos largos ascensos, el Col d´Anterne (8,6 km. y 950 m. de ascenso) y la subida hasta Le Prarion (11,30 km. y 1.180 m. de ascenso), separados por uno de los descensos más largos de toda la travesía (con 16 kilómetros y 1.450 m. de desnivel, desde el Col d´Anterne hasta Servoz). A tener muy en cuenta que una parte importante del día tendremos que hacerla empujando la bici: prácticamente todo el ascenso hasta el Col d´Anterne (aproximadamente unas tres horas), y una buena parte del ascenso al Col de la Forclaz (aproximadamente una hora y media). El premio a todo este esfuerzo son las increíbles vistas sobre el Macizo del Mont Blanc.

El itinerario coincide con las etapas Chalet des Fonts-Moëde d´Anterne (11 km.; +950 m.; -350 m.; 1h40´; 0 km.) y Moëde d´Anterne-Le Prarion (29 km.; +1.100 m.; -1.250 m.; 35´; 7 km.).
Posibles variantes:
- La guía propone una variante que evita el Col de la Forclaz subiendo directamente al Col de Voza desde Les Chavants. Opción que puede ser interesante por dos motivos: se evita la dura pista al Col de la Forclaz (aunque no sé cómo es la pista que asciende al Col de Voza, no creo que sea peor), y se pasa muy cerca de Les Houches, donde hay varias opciones de alojamiento tipo gite (me imagino más económicas que Le Prarion).
- Si no vamos a dormir en Le Prarion, se puede conectar desde La Charme con el Col de Voza.

Travesía de los Alpes 05. Chalet des Fonts-Le Prarion.. at EveryTrail
Perfil.


Crónica.

Después de que la tarde de ayer acabara bastante cubierto, la suerte me sonríe, y amanece completamente despejado. Hoy uno de los momentos esperados de la travesía, ver aparecer tras el Col d´Anterne el Mont Blanc, que espero que ninguna nube inoportuna me estropee. Para ello hay que hacer de tripas corazón y hacerse a la idea de una buena empujada. Sin una idea clara de donde dormiré, en principio me planteo llegar a Servoz, donde parece que hay una gite d´etape.

Refugio de les Fonts

Siguiendo el Tour des Fiz, muy animado y con un espíritu bastante optimista, salgo del Refugio des Fonts pedaleando, pero la alegría dura poco, ya que en el Pont des Mitaines termina comienza el sendero, y hay que ponerse a empujar. Afortunadamente el sendero es bastante bueno y va ganando altura suavemente mediante una serie de zetas, con lo que se puede empujar bien.

Subiendo al Petit Col d´Anterne

Por delante, hasta el Petit Col d´Anterne, tenemos 3,5 kilómetros y 630 m. de ascenso, con lo más duro al principio, hasta un pequeño rellano por Grasses Chèvres, y llegando al propio collado. Durante todo el ascenso podemos ir disfrutando de las vistas del valle de Le Giffre y de la imponente aguja de Pointe de Sales.

Circo de les Fonts

Superado el Petit Col, dejamos el Tour des Fiz que se dirige hacia el Refugio Alfred Willis, la pendiente se hace más liviana, e incluso se puede pedalear durante algunos momentos camino del Lac d´Anterne. Es uno de los tramos más impresionantes de la travesía, con el Cheval Blanc y Le Buet cerrando el Cirque des Fonts a un lado, y el inmenso paredón de Rochers des Fiz al otro, y finalmente, tras superar una loma, el Lac d´Anterne. Todo el conjunto, junto con la gran platea de Désert de Plate, se encuentra incluido en la Reserve de Sixt-Passy.

Rocher des Fiz camino del Lac d´Anterne

Volvemos a encontrar la señalización del GR 5, que aquí coincide con la Via Alpina. Un corto descenso trialero nos pone en el lago, que bordeamos pedaleando, en uno de las pocas zonas planas del día. Sólo nos queda remontar por sendero (1 km. y 160 m. de ascenso) hasta el collado. Puedo decir que los últimos metros los hice con cierto nerviosismo y una pregunta en la mente: ¿estará ahí el Mont Blanc?

Col y Lac d´Anterne

Y definitivamente, al alcanzar el collado, apareció la blanca y brillante cúpula de nieve del Mont Blanc, acompañada de toda la lista de grandes montañas que la rodean, formando un panorama inolvidable (desde la Aiguille Verte y el Dru hasta la Aiguille de Bionnassay, pasando por las Aiguilles de Chamonix, la Aiguille du Midi, el Mont Blanc de Tacul, el Mont Maudit y el Dôme du Goûter). Aún ahora muchos días después, siento emoción recordándolo.

Mont Blanc desde el Col d´Anterne

Las dificultades no terminan en el collado, ya que el sendero de descenso, muy empinado y difícil, sigue siendo inciclable, por lo que nos toca descender a pie los 200 m. de desnivel que nos separan de la pista que lleva al Refugio Moëde d´Anterne que dejamos muy cerca a la izquierda. El refugio se encuentra en un lugar privilegiado, con las Aiguilles Rouges como telón de fondo al otro lado de la Garganta de Diosaz.

Aiguilles Rouges y Refugio Moëde d´Anterne

Abandonamos la señalización del GR 5, que volveremos a encontrar en el Col de Voza, y la Vía Alpina, que se dirige hacia Suiza y que no volveremos a ver hasta Termignon, cerca de Modane. Por contra, enlazamos con el GRP Tour du Pays du Mont Blanc.

Bajando a Servoz

Iniciamos el descenso dejando atrás los paisajes alpinos de Rocher des Fiz. Primero por pista (buen firme con algún tramo pedregoso), a media ladera bajo las agujas de Rocher des Fiz (Pointes dÁnterne, de la Ratelière y d´Ayeres), para lanzarnos en un descenso vértigo hasta Ayères de Milieu, donde encontramos de nuevo asfalto, y terminar en Plaine Joux. Un poco antes se encuentra la Gite de Le Châtelet d´Ayeres. Los bikers más inquietos pueden probar alguno de los senderos señalizados que evitan el largo rodeo por Plaine Joux y descienden directamente al Lac Vert.

Mont Blanc y Valle de L´Arve

En Plaine Joux dejamos la carretera D43 que se desciende a Passy, para dirigirnos al Lac Vert, donde dejamos el asfalto junto al Lac Vert, adentrándonos en el bosque por un precioso tramo de pista hasta La Cote, donde salimos a la carretera D143 que desciende hasta Servoz.

Con la referencia de un gite en Le Vieux Servoz, me desvío en su búsqueda. Tras un par de vueltas por fin doy con ella, Gite Home St Maurice, pero desgraciadamente ha cerrado. Mi primera opción de alojamiento se ha volatilizado, por lo que sin tener muy claro que hacer, me decido a esperar a que abra la oficina de turismo (me vendrá bien un pequeño descanso) y preguntar por otras posibilidades.

En la oficina de turismo me confirman lo que me esperaba, aparte del Hotel Gorges de la Diosaz, en Servoz no hay nada más, teniendo que desviarse hacia Les Houches, para encontrar algún alojamiento económico. Ninguna de las dos posibilidades me hace mucha ilusión: “sablazo” en el hotel (media pensión 64 €), o un largo desvío que implicaría subir el Col de Voza (hace unos años estuve con unos amigos haciendo el Tour del Mont Blanc y para evitarnos el “cuestolón” subimos en telesilla). A grandes males, grandes remedios, así que me decido a continuar hasta Le Prarion.

La ruta continúa cruzando L´Arve, a su paso por Servoz, y asciende hacia el Col de la Forclaz entre los picos de Tete Noire y Le Prarion. Al este, aguas arriba de L´Arve queda Les Houches y el Valle de Chamonix; mientras que al oeste, aguas abajo, dejamos Passy y Saint Gervais les Bains.

Atravesamos Servoz y en Le Lac afrontamos un tramo delicado de la travesía, el paso de la N205, la autovía que lleva desde St Gervais, pasando por Chamoix, cruza a Italia por el Túnel del Mont Blanc. Aunque debe haber alguna forma de evitarlo, acabo saliendo a la N205 (tráfico muy rápido, pero arcén amplio y cuesta abajo), por la que circulo unos 700 metros hasta el desvío a Le Châtelard. Desde el área de servicio, una pequeña carreterita cruzamos la autovía (dirección Montcoutant) e iniciamos el durísimo ascenso al Col de la Forclaz (5,4 km. y 725 m. de ascenso).

La pista asciende por el bosque de Châtelard en una serie de enlazadas realmente duras (pendiente media del 15 %). Todavía con todavía con fuerzas aguanto pedaleando los primeros dos kilómetros hasta Les Brions, donde ya no doy para más y continúo andando. Dentro del bosque y bajo la Tete Noire, la señal de los satélites empieza a fallar perdiendo la referencia del gps.

Aig. du Midi y Glaciar de Bossons

Si la pendiente era dura hasta ahora, a partir de Montcoutant (enlazamos con una variante del GRP Tour du Pays du Mont Blanc), lo es aún más (llega a mantenerse durante más de un kilómetro cerca del 20 %), complicada con el firme bastante malo. Este tramo acaba convirtiéndose para mí, en una de las empujadas más duras de la travesía. Cerca del collado la rampa se suaviza y podremos llegar al Col de la Forclaz pedaleando.

Cerca del Col de la Forclaz

Después de superar el Col d´Anterne y sobre todo de esta última subida, acabo tumbado en el Col de la Forclaz completamente reventado. Los kilómetros que me quedan hasta Le Prairon van a ser un suplicio. Ni siguiera me anima el descenso por carril-sendero siguiendo el GRP Tour du Pays de Mont Blanc, en otras condiciones realmente bonito. En el momento que viene otra cuesta me vuelvo a desinflar.

Valle del Arve. Chaine des Aravis y Tete du Colonney

Justo sobre Saint Gervais les Bains, al llegar a Les Combetes-Prairon 1860 (Estación de Esquí Les Houches), conectamos con una pista que mediante varias zetas gana altura, bajo el telesilla du Plancert en dirección a La Charme. El primer kilómetro muy duro (con un 15 %), sin un gramo de fuerza, lo subo andando, pero gracias a dios, cerca de La Charme se suaviza y puedo volver a montar. Al terminar la pista, tomamos un carril herboso junto a una cabaña, que conecta con otra que llega finalmente a Le Prarion.

Mont Blanc al atardecer

Alojamiento: Hotel-Refugio Le Prarion. Media Pensión 60,00 €. Huía de los altos precios de los hoteles y me encuentro con la gite más cara de todo el viaje. De gite solo tiene la habitación y los aseos comunes, todo lo demás está más cercano a un hotel. Habitación muy amplia, cama muy cómoda con edredones, y cena de lujo. En un lugar privilegiado, sobre el Valle de Chamonix y el Col de Voza , y frente al Mont Blanc. Desgraciadamente no podré disfrutar de las vistas, ya que las nubes cubren por completo las cumbres.

Otros alojamientos:
- Chalets de Anterne: Refuge Alfred Wills.
- Moëde d´Anterne: Refuge Moëde d´Anterne.
- Vieux Servoz: Hotel Gorges de la Diosaz.
- Les Houches: Gite Les Meandres (antigua Tupilac); Chalet Refuge Michel Fagot.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada